13 de Octubre de 2020

¿Por qué contratar un seguro de salud para los empleados de tu PyME?

Está comprobado que este tipo de ventajas hacen que el empleado se sienta valorado, útil y cuidado.

Apostar por la salud de los empleados en una organización ha dejado de ser una tendencia. Cada vez más empresas, independientemente de su tamaño, ofrecen algún tipo de prestación o iniciativa enfocada al cuidado de sus empleados: menús saludables, deportes de empresa, talleres mindfulness, sesiones sobre planificación y gestión del tiempo, etc. Y no es para menos, ahora mismo son la vía principal para atraer y retener talento, mejorar la productividad y el clima laboral, diferenciarse de la competencia y consolidar una cultura empresarial centrada en las personas.

Sin embargo, aunque existen muchas formas de cuidar de la plantilla y contribuir a la mejora de su salud, el seguro médico se ha convertido en uno de los beneficios sociales más demandados por los empleados1y, a la vez, en uno de los menos proporcionados por las empresas. Prueba de ello es que, según el último estudio de Cigna, ‘360ª Wellbeing Survey 2020’, únicamente 2 de cada 10 españoles cuenta con una prestación de este tipo.

Detrás de estas cifras, en muchos casos, se encuentra una cierta visión sesgada de que contratar un seguro de salud es un gasto, cuando no es así.  Y es que toda acción destinada a mejorar la salud de los empleados es siempre una inversión a futuro que trae consigo numerosas ventajas tangibles e intangibles, tanto en una gran empresa, como en el caso de aquellas entidades de menor tamaño. De hecho, según la European Network for Workplace Health Promotion2, cada euro invertido en programas de promoción de la salud produce un retorno de la inversión de hasta 6 euros en reducción de gastos por enfermedad y de hasta 5 euros en disminución del absentismo laboral.

A continuación, desgranamos los principales beneficios de apostar por ofrecer un seguro médico en la empresa.

¿Cuáles son los principales beneficios para una PyME de proporcionar un seguro de salud a sus empleados?

Ofrecer a los empleados un seguro médico cuenta con numerosas ventajas:

  • Fiscalidad favorable, tanto para la empresa como para el empleado. Hay diferentes modalidades a la hora de contratar un producto de este tipo y en todas ellas es posible reducirse la base imponible:  que la empresa se haga cargo del 100% del coste del seguro, que se incluya este beneficio dentro del plan de retribución flexible del empleado, que la entidad asuma un porcentaje del pago del seguro y el empleado del resto, que la compañía ofrezca el seguro a sus trabajadores a partir de cierta antigüedad como elemento de fidelización, etc.

 

  • Acceso a la sanidad privada. Contar con un seguro de salud ofrece la posibilidad de ser atendidos sin tener que esperar largas listas de espera, disponer de una amplia oferta de servicios médicos y tratamientos punteros, y tener la libertad de elegir especialista.

 

  • Posibilidad de ampliar a familiares. Dependiendo del seguro, los trabajadores también se pueden beneficiar de una ampliación de cobertura para familiares de primer grado, lo que hace de esta opción algo todavía más atractivo.

 

  • Fomenta la prevención en salud, reduciendo los costes derivados de complicaciones clínicas a futuro. Las aseguradoras de salud no solo se limitan a ofrecer una atención médica rápida y eficaz que ayuda a prevenir complicaciones futuras de salud, sino que también están enormemente comprometidas con la prevención y la promoción de hábitos saludables, ofreciendo información y recursos prácticos para que sus asegurados aprendan a cuidar de su bienestar. Esto redunda en una mejor calidad de vida, en un menor riesgo de padecer enfermedades de cualquier tipo y, a la larga, en una reducción de costes derivados de complicaciones clínicas.

 

  • Ayuda a reducir las tasas de absentismo.  Una atención médica rápida y eficaz ayuda a prevenir complicaciones futuras de salud y a disminuir el tiempo dedicado a cuestiones médicas, lo que ayuda a la reducción de ausencias y días de baja.

 

  • Aumento de la productividad. Si la salud de los empleados mejora, aumentara la productividad de las empresas. Está comprobado que un empleado sano es más feliz, más comprometido, y, sobre todo, más efectivo.

 

  • Es una herramienta de negociación salarial. Si está previsto dentro del plan de compensación flexible del empleado, se conseguirá ofrecer un aliciente al trabajador sin incurrir en un aumento real del coste salarial. Y es que, con este beneficio, el empleado puede aumentar su salario neto sin más coste para la empresa.

 

  • Mejores coberturas que si se contratase a nivel individual. De manera adicional, hay que tener en cuenta que contratar un seguro de salud para empleados permite disponer de mejores primas y coberturas que si la contratación se hiciese a nivel individual.

Pero, además de estas ventajas que acabamos de mencionar, existen otros beneficios adicionales que impactan directamente en la reputación e imagen de marca de tu empresa, ayudándola a crecer y posicionarse. ¡Toma nota!  

  • Aumento del compromiso y motivación. Está comprobado que este tipo de ventajas hacen que el empleado se sienta valorado, útil y cuidado, lo que ayuda a crear un vínculo emocional entre el trabajador y la empresa, y a que se refuerce su motivación y compromiso.

 

  • Mejora la reputación corporativa y la imagen de marca. Una empresa que cuida de sus empleados es reconocida como una compañía comprometida socialmente y avanzada, lo que redundará en una mayor confianza por parte de los clientes y en un excelente posicionamiento como marca empleadora.

 

  • Los servicios adicionales de telemedicina suponen un valor añadido clave en tiempos de pandemia. Gracias a los servicios de telemedicina y otras herramientas virtuales para el cuidado de la salud que ofrecen las aseguradoras de forma gratuita a sus asegurados, los empleados pueden acceder a numerosos recursos médicos sin salir de casa, como consultas médicas online. En un contexto como el actual, disponer de este tipo de servicios es un auténtico valor añadido para el trabajador.

 

  • Factor clave en la atracción y retención de talento. La oferta de beneficios sociales relacionados con la salud son una de las premisas que más valoran los trabajadores a la hora de permanecer o elegir una empresa en la que trabajar3, de ahí que sea tan importante ofrecerle prestaciones como un seguro médico. 

 

  • Favorece la conciliación. Con un seguro de salud, es posible elegir médico, día y hora para acudir a la consulta. Esto permite conciliar la labor profesional con la atención sanitaria y la vida personal.

A todas estas ventajas conviene añadir la posibilidad que ofrecen de incluir coberturas complementarias, una opción muy interesante para responder a las demandas específicas de cada trabajador y satisfacer, todavía más, sus necesidades.

Los empleados son el principal valor de una compañía y quienes logran los verdaderos éxitos de una PyME en crecimiento. Por ello, es de vital importancia ofrecerles un lugar seguro y atractivo en el que trabajar que les permita desarrollarse, tanto personal como profesionalmente, y que cuide de su salud. Nos encontramos en un momento crucial, en el que los empleados necesitan más apoyo que nunca. ¿Por qué no ofrecerles la seguridad de tener su salud bajo control?

 

Fuentes:

1 360º Wellbeing Survey 2017. Cigna. Enlace

2 Healthy Work - Healthy Lifestyle - Healthy Business. European Network for Workplace Health Promotion. Enlace

3 360º Wellbeing Survey 2018. Cigna. Enlace